Reflexiones

Reflexiones para el 2014

Como cada año, despedimos un número más con la boca hinchada de uvas, cuando en realidad lo que nuestra mente hace es cerrar otro capítulo de nuestra vida en una especie de baúl de los recuerdos. Nosotros somos así. A medida que vamos creciendo, almacenamos en una especie de desván todos nuestros baúles cerrados con llave para que ninguno de nuestros recuerdos se puedan escapar, protegiéndolos cual tesoro enterrado en una isla desierta.

1 2 3 9